2 de septiembre de 2013

YO NO ME VOY A QUEJAR

Pues no, aquí y ahora yo, no voy a hacer la más mínima mención a que algo ha acabado, voy a intentar creer que todo sigue igual, nada mejor que lo que viene se ha ido y lo mejor está por llegar.

Reconozco que la mezcla de sentimientos es muy curiosa, lo que no ha acabado ha sido maravilloso pero en parte la vuelta a la vida ordenada se echa de menos, ese par de pequeños seres que comparten mi vida y me hacen feliz no dejan de pelearse, vamos, es que ya no se soportan el uno al otro y es que señores, es normal, llevan más de dos meses sin separarse un minuto, ahora están con los abuelos, porque a ellos les va bien cambiar de aires, disfrutan de sus abuelos y los abuelos aún disfrutan más y así vuelven con energía renovada para la vuelta al cole.

Yo los echo de menos como una loca, todo está en silencio, nada se desordena, no enciendo el fuego y eso si, hemos empezado a caminar,  a ver si lo cogemos con ganas y ya no paramos nunca como Forrest Gump.

Porque esta época que no cambia, que tonterías decís, es época de proposiciones, y la mía aunque bien sabéis que empezó el día de mi cumple digamos que se ha visto afectada por la semana de vacaciones, los botes de helado de medio quilo y las tentaciones externas que están por todos lados en verano.

Mi proposición es clara, lose weight, mucho weight, pero en plan tranquilo sin prisas, pero sin pausas como se hacen las buenas cosas de la vida.

Hala os deseo una feliz continuación de este tiempo que no cambia!!!!









No hay comentarios:

Publicar un comentario