18 de septiembre de 2012

BULLY


Si os enseño esta foto, todos sabéis de qué vehículo se trata, pero quizás no todos sabéis como se llama, - yo no lo sabía - se llama Volkswagen Bully.






Nació, como tantas otras ideas geniales en el mundo del automóvil casi por casualidad, fruto del importador holandés de la firma que sobre el chasis de un escarabajo realizó una especie de carretilla motorizada para trabajar en el interior de sus instalaciones. Aquella primitiva idea fue más tarde desarrollada por Volkswagen, lanzando al mercado la primera furgoneta de la firma del “coche del pueblo”, creado durante la Segunda Guerra Mundial y al que se le dio este popular nombre, el modelo Bully se convirtió en los años 60 en un icono más del movimiento “hippy” y pacifista, siendo estas furgonetas, pintadas a brocha con flores y arco iris, una de las imágenes que mejor se han conservado en el tiempo entre las referentes a aquel movimiento.

Pero el tiempo pasa y esta es la nueva versión de la furgo Bully.





Nada que ver pero por suerte la versión antigua va continuar teniendo seguidores que las restauran y las seguirán mimando para que un clásico como este no muera jamás, y en las concentraciones que se hagan se encontrarán el abuelo Bully con el nieto Bully, el antes y el después de un coche genial.


LO MEJOR DEL DÍA:

Cuando te das cuenta que los retos que te va poniendo la vida y pensabas que no ibas a superar jamás, poquito a poquito van siendo superados e incluso vencidos! 



No hay comentarios:

Publicar un comentario